Segunda vida para una bañera

Aunque hacemos siempre lo mismo, siempre nos parece algo nuevo

Y esto es así porque nos encanta darle vida al baño. En este caso hemos reparado una bañera que presentaba los claros signos del tiempo, esmalte saltado y oxido en los desagües.

Como siempre, empezamos por cubrir las zonas donde no se va a trabajar, lijamos y tratamos las partes más afectadas por el oxido con esmero, una vez tenemos el area bien pulida y limpia pasaremos a dar las capas de imprimación y esmalte.

El resultado podéis verlo vosotros mismos, una BAÑERA NUEVA!!

Y otra casa contenta.